Páginas

10.4.08

GALLETAS DE CHOCOLATE Y COCO



Un cuento y una galleta en el descanso del estudio de La nueva cocina energética, para acercar a nuestra familia a los alimentos no excesivamente dulces y hechos en casa con ingredientes naturales y de buena calidad.

Ayer descubrí estas galletas en el blog Secocina. Las había hecho una niña de 10 años llamada Teresa y me llamaron tanto la atención que cuando oí a gritos: mami, no hay nada en la despensa!!!!, nada significa "nada industrial", "nada que no sea hecho en casa", me dije: las galletas de Teresa.

Preparé todos los ingredientes y cuando me disponía a deshacer con las manos la mantequilla que es lo que más me gusta, zas!!!, mi hija mayor: "yo, yo, yo las hago". Así que, me quedé de pinche de pastelería viéndola a ella amasar.... .

Por qué nos gustará tanto a todo el mundo hacer galletas?.

Ingredientes

1 taza de harina de espelta
1 taza de coco rallado
1/2 tableta de chocolate negro (utilicé cobertura Valor)
125 gr mantequilla biológica
25 gr azúcar
2 huevos biológicos
1/2 sobre de levadura Royal
2 cucharadas de zumo de naranja
1/2 vaina de vainilla


Preparación

En un bol hondo mezclar la harina con la levadura. Añadir la mantequilla y trabajar con las manos. Agregar el coco, el chocolate rallado, el azúcar, la vainilla, los huevos batidos y el zumo y mezclar bien.
Poner papel sulfurizado en una bandeja para horno (si se tiene un molde para galletas mejor).
Ir poniendo cucharaditas de masa dejando espacio para que crezcan.
Introducir en el horno precalentado a 160º y cocer unos 15 m según horno.
No quedan muy dulces, si se desea se puede añadir más azúcar.

32 comentarios:

Almudena 10 de abril de 2008, 21:19  

Si solo fuese meter la mano a través del ordenador te cogería por lo menso 1 docena de galletas...me encanta el coco y el chocolate.
Besos.

Esther Sánchez 10 de abril de 2008, 23:44  

Me encanta la combinación Coco/chocolate. En mi trabajo hago corazones de chocolate fondente con coco, buenisimo! :)

Te agrego a mi blog para poder seguirte, un saludo!

Pilar - Lechuza 11 de abril de 2008, 7:02  

Ana, que galletas más ricas hicieron tus hijas, je,je. tienen una pinta buenísima y si dices que no son muy dulces mejor, no soy muy "dulzona" !!
Un abrazo y un beso para ellas.

Sonia Martín 11 de abril de 2008, 10:24  

Pues en mi casa pasa lo mismo, no paro de hacer galletas para mis hijos. Y si llevan chocolate ya no te cuento. Los mejores cocineros de galletas son los niños, si es que queda algo de masa cuando llegas al final. Mi hijo pequeño me ayuda a cocinar también y menudo equipo hacemos. Pero estoy segura que son recuerdos que guardaran para siempre. Me apunto tu receta. Un beso.

Marta 11 de abril de 2008, 13:09  

Pues yo no puedo meter la mano por la pantalla, pero te cojo una igualmente.

Besitos muchos

Anxos 11 de abril de 2008, 16:47  

Que ricas por dios!!! yo también quiero ir a hacer galletas contigo!!!!!! BS

Shitaki 12 de abril de 2008, 9:37  

Hola Ana! Que buenas tienen que estar estas galletas, y menuda cocinera tienes en casa.

Pronto las haré , donde haya unas galletas caseras sin conservantes ni nada por el estilo !

Mi hijo el mayor que tiene 3 años ,es un forofo de la cocina , y ya le dejo hacer algunas cosas.Asi que muchas gracias por tus ideas.

Un beso

Pilar 12 de abril de 2008, 15:52  

Sigue compartiendo recetas caseras, estas galletas se ven extraordinarias y que suerte tienes ayudantes
Un beso

Inmaculada (Adi) 12 de abril de 2008, 19:39  

Hola Ana, estoy contigo en lo de hacer cuantas más cosas en casa de comer, mejor, sobre todo si hay niños y gente joven a la que puedas ir metiendo el gusanillo de la comida "amable con el cuerpo".
Yo soy una golosa empedernida desde pequeña y ahora no he tenido más remedio que aprender a comer muchísimo menos dulce y por supuesto, de mejor calidad. La mejor manera, hacerlo en casa como tú.
Yo siempre utilizo la harina de espelta y he comprobado que en un 99% de las recetas es exactamente igual en cuanto a resultados utilizarla normal o integral, de manera que siempre la uso integral (mi cuerpo y sobre todo mi tránsito intestinal me lo agradecen enormemente). También he aprendido a utilizar endulzantes que tienen un bajo índice glucémico y no afectan apenas a la producción de insulina del cuerpo.
Madre, qué rollo estoy largando.
A lo que íba, muy buenas tus galletas y me las apunto para hacerlas, a mi tribu le encantan las que se hacen en casa. Un beso.

Belen 12 de abril de 2008, 23:31  

que ricas,tienen que estar ,uummm,buenisimas.me llevo una para tomar con mi cafe,un saludo.

Cynthia 13 de abril de 2008, 3:13  

Ana, I can just imagine how good this must be, especially with that tall glass of milk you have there :)

gina 13 de abril de 2008, 8:21  

que merienda tan rica y especial.
la harina de spelta que es? donde la puedo comprar?
felcidades por el blog

cannella 13 de abril de 2008, 19:55  

Cada pequeña contribución a la lucha contra la bollería industrial es un paso enorme...y nos gusta tanto hacer galletas porque nos relaja y "hace familia". Un beso muy grande, que tengas una buena semana.

Sonia Martín 13 de abril de 2008, 20:19  

¡Hola Ana! Pues si que me interesa el artículo que me has comentado. No tenía ni idea, y además te lo digo porque precisamente hoy hablaba con mi hermano que está con la quimioterapia y me contaba que él sólo toma ya leche de soja, así que si me lo puedes pasar te lo agradecería mucho. Por cierto, mi madre pasó hace mucho por lo que estás pasando y ahora está estupenda. Un beso y gracias de antemano. Por cierto la dirección de e-mail está en "mi perfil" en el blog. Venga, un abrazo.

canela 13 de abril de 2008, 21:36  

Ana, da gusto sentir tu entusiasmo por los alimentos sanos y ricos. Un beso.

canela

MARISA 14 de abril de 2008, 12:18  

¡Hummm! Esas galletas tienen una pinta estupenda. A mí me gusta el coco pero a los demás en casa no mucho...¿se nota demasiado el sabor?
Un besazo muy grande. Marisa

Ana 14 de abril de 2008, 13:56  

Almudena, anda ven Y mete mano, pero no te lleves tantas que no salen muchas más de 12 y me quedo chin-ná.

Esther, a tu blog sólo puedo acudir una vez por semana jajajaja

Pilar, gracias, no son muy dulzonas, mi marido pedía más azúcar la próxima vez, qué hacemos?

Sonia, yo no tengo ningún recuerdo de haber hecho galletas con mi madre, eso no se llevaba en aquella época. Tan sólo tengo 44 pero nunca me dejaron poner las manos en la masa. Quizá por eso ahora no transijo mucho.

Marta, tú directamente deja la facultad y vente a casa por la vía rápida.

Anxos, eso está hecho, hacemos una receta con algo de licor y luego que nos busquen jeje

Shitaki, qué consentidoras sois las madres de hoy en día!!!. Cómo quisiera ver yo a tus peques pringándotelo todo jajajaj

Pilar, nada, nada si lo de la ayuda fue improvisado, a mí me gusta más estar solita, estoy ultimamente muy huraña, todo pasará.

Adi, por muchas cosas que hago en casa, al final las niñas a parar a Mercadona. Me ponen negra, es una lucha, y yo luego me rebelo y no las dejo hacer galletas, les hago chantaje!!!. Soy el ogro de la family, luego el padre les compra las chuches y se las guardan a escondidas. Cuando vacío las papeleras de las habitaciones me dan ganas de llorar, con la alimentación biológica que les meto!!!!, y lo caros que son los dentistas!!!!.
A mí también me encanta la espelta, da un sabor muy rico a todo y comprándola biológica tienes todas las garantías de que no comes porquerías.

Belén, no te lleves una, llévate la receta y dime qué tal te salen, no?

Cynthia, gracias por tu visita, el vaso no es de leche, es un te de rosas, manzanilla, cáscara y sabor naranja en saquito de raso para invitar a las encantadoras visitas.

Gina, la harina de espelta la puedes comprar en herboristerías por ejemplo. La espelta es un cereal con un sabor más intenso que el trigo. Es una variedad del trigo ideal para el cultivo ecológico porque tiene un gran resistencia a las plagas, soporta bien el frío y la falta de agua. Muchos pacientes con alergias mejoran al sustituir el trigo por la espelta. Tiene mayor nivel de proteínas, minerales, vitaminas y oligoelementos que el trigo. Aporta mucha fibra y es ideal para el estreñimiento. Es también muy rica en ácido silícico, nutriente necesario para nuestros tejidos y órganos. Hay poca producción y mucha demanda, con lo que resulta más cara que el trigo.

Cannella, eso de hacer familia en el fondo es verdad, tengo que admitirlo.

Sonia, te he mandado el artículo, el mundo está un poco equivocado con la soja pero para gustos los colores.

Canela, la verdad es que el entusiasmo es lo que me empuja, quizá la falta de salud creó la búsqueda por lo natural, el hallazgo del sabor de lo natural creó entusiasmo y el entusiasmo creó este blog.

Marisa, no se nota demasiado el sabor porque el chocolate negro lo puede todo pero eso ya va a gustos.

GRACIAS POR TODOS VUESTROS COMENTARIOS QUE ME HACEN CRECER

poskito 14 de abril de 2008, 23:05  

Paisanaaaaaa necesito direccion exacta para ir a por una de esas galletas!!!
QUE RICASSSSSSSSS
Besotes

MARISA o famalap 15 de abril de 2008, 0:02  

La pinta es estupenda, yo no puedo llevarme ninguna, primero porque llego tarde y segundo, tienen gluten, así que yo me llevo la receta y las adapto con mis harinas, je,je,

Izaskun 15 de abril de 2008, 0:19  

Ui esas galletas que buena pinta Anaaaaa! Supongo que ya no quedará ni rastro de ellas, no???? jajajja

Seguro que mojadas en leche de arroz con avena tienen que ser una desayuno o una merienda genial... mmm

Mariluna 15 de abril de 2008, 7:15  

Con piacere visito il tuo blog;
gracias de haberte conocido e de y tus complimiento. Besos

Caminarsingluten 15 de abril de 2008, 8:22  

Estupenda receta, magnífica pinta y deben de estar exquisitas.

Ya hemos visto que Marisa, ha tomando nota, y las va a adaptar, así que esperaremos, ya que en casa, y sobre todo a nuestro "pequeño celíaco", le encanta el coco y el chocolate.

Besotes, y buen caminar.

Ana y Víctor.

Sara 15 de abril de 2008, 9:40  

Han quedado con un aspecto riquísimo!! Y de sabor... aiii, no quiero ni pensarlo!

Hay un libro muy bonito, de la Editorial Oceano, que se titula "365 galletas", si te gustan, te lo recomiendo!

Abrazos.

cuatro especias 15 de abril de 2008, 11:31  

HOLA aNA:
pOR AQUÍ DENUEVO, TRAS UNAS SEMANAS AGOTADORAS DE TRABAJO.
TU RECETA POR VARIAR ESTUPENDA. AÚN NO ME HE LEÍDO TUS ÚLTIMOS POSTS, NO HE TENIDO NI TIEMPO, PERO ESTE FIN DE SEMANA, ME PONGO AL DÍA.
UN BESO.
4E

Ro 15 de abril de 2008, 13:29  

Qué ricas! yo hago unas parecidas, ya compararé ingredientes. Y un descubrimiento secocina (uff! no voy a dar a basto con todos los blogs)

Maria José 16 de abril de 2008, 18:16  

Hola Ana, que galletas más buenas. Me gusta mucho el coco, lo echo en varios postres, si me lo permite la receta. Pasate por mi cocina cuando quieras... Tengo algo para ti. Hasta luego!

Cristina 17 de abril de 2008, 14:43  

Ana, yo también estoy de acuerdo con no consumir la bollería industrial, cuando veo a mi maridito echando el ojo a unos donuts o similar, le digo que ya hago yo algo rico en casa y se queda contento... me encantan las galletas, sobre todo si son hechas en casa, y estas te han quedado estupendas!! menuda pinta! ya tengo pendiente probar la harina de espelta, de esta semana no pasa que la compre!
Un besito.

Ana 17 de abril de 2008, 18:29  

Jajaja, Poskito, cuando quieras, pídemela al mail y quedamos, contigo sí que me reiría.

Marisa, si te llevas la idea seguro que haces de ella maravillas.

Sí Izaskun, a ti ideas no te faltan, la cuestión es mojar para ver si matamos al bicho de una vez eh!!!

Mariluna gracias por venir y bienvenida.

Ana y Víctor, estoy con vosotros y con vuestros proyectos. Llevaos siempre mi apoyo.

Sara, gracias por venir y por la recomendación, es compra segura, ale, pa la saca que dice mi amiga Izas.

4E, anda despacio que el estrés es el mal de nuestros tiempos y luego viene lo que viene, una cosa detrás de otra que tú tienes temple guapa.

Ro, a la espera quedo de tu versión porque siempre se puede mejorar. Secocina es una maravilla de blog, excelente trato y una redacción muy profesional.

MªJosé gracias por ser como eres, por el premio y porque hoy no ha sido un día cualquiera.

Crinch, donuts no por favor, mis hijas se los compran a escondidas, qué delito!!, pero es que si los veo yo arraso, no puedo mirarlos, me llevan, me prohibo su compra y listo. Parece que esas cosas lleva algún ingrediente adictivo, como los Kellog's que empiezan a comer y no paran, qué horror!!!

QUE LUCHA LA NUESTRA POR COMER SANO Y LA TV CONTRA NOSOTROS, LA PUBLICIDAD ALIADA CON NUESTROS HIJOS Y EN GUERRA SIEMPRE, CUÁNTOS INTERESES CREADOS!!!
UN ABRAZO A TODOS.

Marina 17 de abril de 2008, 19:00  

Gracias por la receta. Ayer mismo la probé, no me han quedado igual pero están la mar de ricas! He colgado una imagen en el blog. Gracias!

OLGUIS 19 de abril de 2008, 21:35  

ana:
Espero que te encuentres bien.
Mil besos y que tengas un lindo fin de semana
olguis

campo di fragole 22 de abril de 2008, 9:31  

Wow estas galletas me gustan muchissimo!! La harina de espelta la uso también para hacer pasta fresca... Te he visto en un blog italiano y he querido ver quien eras...Ciao
Besos
daniela

Ana 22 de abril de 2008, 23:10  

Marina, Olguis y Daniela, gracias por vuestra visita. Ya he visto tus galletas Marina, fantásticas con el lujazo de chocolate que les has metido. Te siento cerca Olguis, qué dulce eres. Daniela ya conozco tu blog, no entiendo ni pajota pero la buena fotografía me lleva lejos.

Un abrazo a todas.